↑ Blog

Grupos que cambian vidas de mujeres en Guatemala

Mujeres en Guatemala

Luchadoras, valientes, entregadas, trabajadoras, con ganas de cambiar las cosas…Así son las mujeres guatemaltecas que queremos acercaros en el Día Internacional de la Mujer. Unas mujeres que se encuentran barreras de acceso en muchos ámbitos de la vida (educación, salud, propiedad de la tierra, ámbito laboral, etc), viviendo en una situación de desigualdad.

Si nos vamos al sector rural de Guatemala, las mujeres tienen peor acceso a productos y servicios básicos, sufriendo una mayor exclusión. No están incluidas en el sistema financiero y la falta de liquidez para satisfacer sus necesidades básicas o para poder invertir en sus tierras o en sus pequeños negocios, agudizan su vulnerabilidad y limitan sus posibilidades de desarrollo.

Pero esta situación no les hace desfallecer en su perseverancia de encontrar una oportunidad que les ayude a impulsar cambios en sus comunidades. Y estos cambios están siendo posibles.

Los grupos de ahorro y crédito

“¡Por fin puedo acceder a un préstamo! Con lo que tengo ahorrado ninguna institución me daría un crédito y ahora cada mes sé que si lo necesito puedo recibir un préstamo”.

Los grupos de ahorro y crédito están formados por personas, en este caso por mujeres, que aportan una cantidad de dinero periódicamente y, con ello, conforman un fondo común para otorgarse préstamos entre sus propios integrantes. De esta forma, las mujeres pueden tener dinero para cubrir sus necesidades básicas de supervivencia.

Desde CODESPA estamos impulsando estos grupos que hemos llamado EntreTODOS ya que, entre otras cosas, promueven la solidaridad, la confianza y la asociación entre sus participantes.

“Vivo más tranquila porque sé que tengo algo guardado y sé que esto me puede ayudar en cualquier momento. También puedo aportar a mi familia porque tengo un ahorro”.

¿Cómo se organizan estas mujeres?

Los grupos EntreTODOS están compuestos por 10-15 personas que viven en las áreas rurales y semi-rurales. Se reúnen mensualmente con el objetivo de ahorrar y, en base a ello, prestarse dinero unos a otros en condiciones ventajosas.

Esto quiere decir sin garantías, ni avales, según las necesidades y flexibilidad que necesite cada miembro y con tasas de interés predefinidas por el mismo grupo. No se regalan nada; las mujeres devuelven los préstamos adquiridos y funcionan de acuerdo a unos estatutos y normas que hayan establecido ellas mismas.

“Antes no sabía nada de ahorro y crédito. Ahora con la asistencia al grupo cada vez aprendo algo diferente, conozco los beneficios de ahorrar y cuando necesito un préstamo, nos ponemos de acuerdo para que a todos nos toque, por lo menos, uno pequeño”.

Empoderamiento de la mujer

Estas mujeres lo que más necesitan es una oportunidad para desarrollar sus capacidades, mejorar sus niveles de educación financiera y aprender a gestionar los grupos de forma autónoma.

A través del impulso de estos grupos, las mujeres ahora saben que tienen un sitio para ahorrar. Si consiguen tener algo de dinero extra, tienen una motivación para ahorrarlo porque saben que podrán acceder a él si surge una situación de emergencia o dificultad. La posibilidad de gestionar sus recursos aumenta su autonomía y su dignidad.

Las reuniones del grupo son un espacio de risas, de vía de escape y de relación con otras mujeres de la comunidad promoviéndose lazos de amistad y empoderamiento.

En el día internacional de la mujer queremos recordar la importancia de seguir apostando por las mujeres ya que son un pilar fundamental para el desarrollo tanto de sus familias como de sus comunidades y países.

Si quieres apostar por estas mujeres, ¡colabora!


Comentarios