↑ Blog

Alcanzamos 1MILLÓN de USD en créditos y microcréditos productivos para personas vulnerables en Ecuador

Alcanzamos 1MILLÓN de USD en créditos y microcréditos productivos para personas vulnerables en Ecuador

Uno de los principales objetivos de nuestro trabajo en Ecuador es el de mejorar la inclusión financiera y el acceso a financiación para las familias más vulnerables en zonas rurales del país.

Actualmente casi la mitad de la población mundial vive con 2 dólares de Estados Unidos al día y gran porcentaje de esta población se encuentra en los denominados países en vías de desarrollo. Y por desgracia, tener un empleo no garantiza poder erradicar la situación de pobreza en la que muchas personas viven.

Desde CODESPA trabajamos para que las personas puedan tener un empleo digno y que los pequeños productores, reciban por sus productos o cosechas, un precio justo. En lugares como Ecuador trabajamos para que puedan unirse en cooperativas, les formamos con el objetivo de poder aumentar la calidad de sus productos o incluso puedan transformarlos y les ayudamos a acceder al mercado en condiciones justas. ¿Pero es esto posible si no pueden invertir en mejorar sus herramientas?

Nuestra propia experiencia nos dice que no. En muchas ocasiones, si quieres mejorar tu producción o tu empresa debes acudir a un banco para que te ofrezca un préstamo, excepto si has tenido la oportunidad de ahorrar. Las comunidades con las que trabajamos nunca han podido ahorrar, sobreviven con muy poco dinero. Por esto, trabajamos con Cooperativas de Crédito y Ahorro para crear microcréditos que se adapten a sus necesidades y posibilidades de pago, con el objetivo que puedan mejorar sus producciones y salir de la situación de pobreza en la que viven.

Creando un microcrédito productivo adaptado a las comunidades más vulnerables

Para alcanzar este objetivo, desde CODESPA hemos trabajado junto a con 11 Intermediarias Financieras y Microfinancieras (10 Cooperativas de Ahorro y Crédito y un Banco). Con ellas hemos  implementamos un crédito con enfoque de cadena de valor -es decir, el pequeño productor solo comienza a devolver el crédito o microcrédicto cuando recibe ingresos por su producción, dependiendo del producto que produzca, puede variar- para que pudieran mejorar sus servicios financieros, especialmente microcrédito, destinados a familias de pequeños productores y sus empresas asociativas o cooperativas.

Después de un año y medio de trabajo en este componente, se ha entregado 1.019.585 USD de crédito productivo. Estos microcréditos y créditos han ido destinados tanto a cooperativas, como a personas individuales.

Los créditos van de los 100 USD hasta los 30.000 USD (en el caso de cooperativas más grandes), con plazos de 1 mes hasta los 60 meses y con una tasa promedio de interés muy inferior al promedio de crédito de las principales entidades microfinancieras.

Respecto a estos microcréditos nos gustaría destacar que:

  1. El 42% de estos créditos han sido destinados a mujeres.
  2. En cuanto a etnia, destacamos que el 14% de operaciones con afrodescendientes, uno de los colectivos más excluidos del sistema financiero en Ecuador.
  3. De todas las operaciones 7 fueron dirigidas a empresas asociativas o cooperativas. Un segmento normalmente desatendido y que la banca tradicional no estaba dispuesta a apoyar en sus inversiones por su situación de pobreza y vulnerabilidad.
  4. El principal uso del crédito se destina a mejorar sus pequeñas empresas o cosechas. Se suele invertir en la finca familiar de cara a las siembras, cosechas, compra de ganado de leche, etc.

Para poder desarrollar este proyecto y llegar tan lejos, desde CODESPA pudimos contar con la alianza estratégica de la Corporación Nacional de Finanzas Populares y Solidarias del Ecuador (CONAFIPS). Con ellos hemos trabajado toda el diseño de este nuevo crédito productivo con enfoque de cadena y con la que se ha articulado el trabajo con las Cooperativas de Crédito y Ahorro.

Dentro de los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible, el objetivo número 8, ‘Trabajo Decente y Crecimiento Económico’, enmarca el acceso a servicios financieros y microfinancieros como una herramienta para luchar contra la pobreza. Desde CODESPA creemos que servicios como este crédito productivo podrán facilitar disminuir la desigualdad y reducir la pobreza.

Este proyecto forma parte del convenio que firmamos en 2014 con AECID denominado “Fomentar el crecimiento económico inclusivo, sustentado en el fortalecimiento del tejido económico local, centrado en los pequeños productores en Ecuador”.

 

 

Autoría foto: © Miguel Lizana /AECID

Esta acción se enmarca dentro del Convenio AECID 14-C01-590: “Fomentar el crecimiento económico inclusivo, sustentado en el fortalecimiento del tejido económico local, centrado en los pequeños productores, en Ecuador”.
AECID